Ritual de bienvenida a la Vida.



 
Iara nació,  preciosa y sonrosada, dos días antes de su fecha prevista de parto.  Laura, su madre, quiso compartir su experiencia en este RELATO.

Pasados poco más de tres meses del nacimiento de la niña, me invitaron a una celebración, a un ritual de bienvenida.  Y por supuesto acudí encantada.

Nos reunimos en un lugar precioso, en una playa antes poblada de edificaciones y ahora recuperada y con un aspecto mucho más natural. En las dunas, en un espacio habilitado para disfrute de las personas, con mesas y bancos de madera, nos fuimos encontrando. Allí, Laura y Samuel me iban presentando a sus amigas y amigos tal y como iban llegando.

No los conté, pero habíamos alrededor de treinta personas, incluidos los padres de Laura,  su hermano y pareja, y yo.

La mesa se fue llenando con la comida que cada cual aportaba pues la idea era esa, comenzar compartiendo los alimentos. Disfrutamos de viandas caseras muy ricas y de otras compradas ya elaboradas, no menos sabrosas.  Los zumos, la cerveza y algún buen vino ayudaron a pasar los alimentos.
La música amenizaba el momento. Primero fueron unos mantras de salutación, comenzando con “Om namah shivaya”, posteriormente unos momentos con música “regae” en los que mi cuerpo ya no pudo parar el movimiento, y terminamos siguiendo el ritmo con sonidos “rap”  o/y “hip hop”  (apenas sé distinguirlos…).
El día fue soleado pero muy ventoso, lo que no impidió disfrutar de cada momento, de cada situación.

Me sentí bien, como en familia, pues la mayoría de los jóvenes eran del palo  de uno de mis hijos.  Estar con ellos es como si estuviera con mi hijo y sus amigos…
Me sentí acogida, participé con ellos en las charlas, en cualquiera de los temas que sacaban a colación… también, como no y puesto que sabían que yo había sido la Doula de Laura, hablé con algunas de las chicas que se interesaron sobre temas de embarazo y parto ¡estaba como pez en el agua!

Tras la comida, nos preparamos para el ritual. Hicimos un círculo y nos cogimos de las manos, la izquierda recibiendo… la derecha, dando.  Samuel, Laura e Iara estaban guapísimos vestidos de blanco. En el centro, Silvia, estaba preparada para ser la sacerdotisa…
Ella cogió a la niña y diciendo unas palabras la ofreció a los cuatro elementos: tierra, agua, sol, aire…  luego la fuimos tomando todos y cada uno de nosotros en nuestro regazo,  siguiendo el orden en el círculo al mismo tiempo que le regalábamos un deseo. Fue un momento mágico, el círculo, el viento, el sol… la magia de la unión y la energía en movimiento.

Cuando llegó a mis brazos, la emoción fue intensa pues yo la había visto nacer. Las palabras salieron del fondo de mi alma, no las recuerdo exactamente pero fueron algo así “Que tu espíritu de mujer se mantenga fuerte y empoderado, que tu energía se incremente y se propague como así ha sido a través del linaje de mujeres de tu familia…”  le di un beso en la frente y la pasé a la persona que tenía a mi izquierda, su abuelo.


Cuando Iara volvió a los brazos de Silvia, en el centro del Círculo,  su padre le ofreció una pulsera con un amuleto confeccionado por él y una amatista, su piedra, pues esta es una costumbre que ha propagado su abuela allá en Brasil, su país de origen.

Después, cada cual con las flores que habíamos llevado nos dirigimos a la orilla del mar para lanzarlas a las olas como ofrenda pues Iara (Yara) es la diosa de las aguas.  Fue otro momento emotivo, íntimo y muy poderoso. Agradecí a Laura y a Samuel el haberme llamado.
Y llegó la hora del adiós con una anécdota que me hizo volver a casa todavía más segura en lo que hago, más reafirmada en mi vocación.

Al despedirnos, una de las chicas me dijo que quería formar un Círculo de Mujeres y que le gustaría invitarme a participar, le comenté que encontrarme por Internet era fácil pues simplemente  buscando AMAMADOULA le iba a salir mi dirección.
Una chica embarazada de su segundo bebé y con la que había estado hablando antes,  hizo una exclamación y mostró una cara de gran sorpresa ¿Tú eres Amamadoula? Pues yo soy seguidora de tu blog y de él he sacado muchas cosas que me ayudaron en mi anterior embarazo. ¡No sabes cuánto me alegra conocerte!  ¡¡Guauu!!  Nos dimos un abrazo y pude ver que por su mejilla rodaban unas lágrimas…

De nuevo, la Vida dispone que las cosas ocurran y me facilita la manera de darme cuenta de que estoy en el camino acertado, de que estoy haciendo lo que me gusta, lo que quiero y para lo que mejor estoy preparada: para ser Doula.

Comentarios

  1. Preciosa ceremonia. Parece el principio de un cuento de hadas...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ja, ja! Puede ser, pero esta historia tiene un final feliz, con "hada madrina", sin hada despechada... ja, ja,

      Eliminar
  2. Que emocionante, que bonito!!! Snif snif me sale la alegria por los ojos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te comenté... ves pensando a quien quieres invitar.
      ¡Nos vemos!

      Eliminar
  3. Aqui tengo la lista de mis mujeres.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Qué bonito ritual! Me ha encantado!

    ResponderEliminar
  5. qué bonito!!! me encanta(s)! (y gracias también por el mail que me mandaste)

    Cuando leo tus entradas de acompañamiento de partos, o tus salidas de senderismo, me reafirmo en lo que te dije (y por extensión a Laura): hay muchíiiiiiiiiiiiisima gente más que feliz de teneros al lado y otras - entre las que me incluyo - que dicen "aynnnsss, si me las hubiera encontrado antes!!!". Pero ya estáis aquí, es lo que importa

    Sigue disfrutando tanto y haciendo lo que más amas, siempre he admirado a la gente que se apasiona por lo que hace y que se le ve en los ojos, en cómo se expresa, en cómo es....

    Un besote fuerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Poner Amor en lo que se hace surge desde el corazón y es algo que se percibe, que lo perciben cierto tipo de personas con una sensibilidad especial.
      En el camino de la Vida van apareciendo seres que nos acompañan y otros que una vez cumplida su misión, desaparecen.
      Agradecer a la vida estos encuentros -y desencuentros- nos mantienen en nuestro centro.
      Gracias por permanecer ahí.
      Un besazo.

      Eliminar
  6. Que maravilla Concha,felicidades,me encanta leerte,¡como te envidio¡.Besos guapa.

    ResponderEliminar
  7. Laura Fabra Perales11 de abril de 2013, 10:27

    Me ha parecido maravilloso y ... con permiso de Laura, Samuel, Iara y todas las personas que organizaron y participaron en el ritual, me copio algunas ideas para organizar el Ritual de Bienvenida a La Vida de Irene ... sois gente inspiradora, llena de Amor y de Alma Clara y lo que hacéis es un expresión de ella... Gracias de Corazón.
    P.D: En el ritual de Irene, por supuesto, queda invitada la que le cortó el cordón que me unía a ella y la bendijo por primera vez, nuestra querida Doula, Concha.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando quieras, será un auténtico placer. Seguro que a Laura y a Samuel no les importa.
      Abrazos.

      Eliminar
  8. ¡Qué bonito! gracias me has alegrado un poco mi estado plof de estos días al ver gente tan maja y agradable...y tan feliz. Que estoy intentando salir y sacar a dos personas de un escenario de lo más cruel y me está costando. Namasté.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que esta entrada haya servido para darte una chispa de confianza. Y espero que esas personas a las que estás intentando sacar... sean conscientes de que quieren salir, pues solo así se obtiene el éxito.
      Gracias por pasar por aquí y dejar tus palabras.

      Eliminar
  9. Hola, he llegado hasta aquí navegando por google porque desde que nació mi hijo (hace ya 6 meses) quiero hacerle algo así ya que somos amantes de la naturaleza, pero no encuentro nada similar por Barcelona que es donde vivimos. Me gustaría saber si por aquí tienes algún contacto que nos ayudara a organizar un ritual tan bonito. Muchas gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Asterina, la verdad es que no conozco a nadie. Pero puedes hacerlo tú misma, es sencillo, solamente necesitas poner amor y alegría, rodearte de tus seres queridos, buscar un entorno que te guste... y te puedes orientar con éste si te apetece.
      Cada cual puede darle su punto, utilizando sus propias palabras o buscando una poesía... No sé, esto es algo muy personal.
      Anímate, verás que poniendo el alma en ello todo fluye...
      Te deseo un feliz ritual.
      Un abrazo.

      Eliminar
  10. Hola Concha, me he encantado y conmovido tan hermoso ritual. Quisiera hacerle una bienvenida al mundo a mi primogénito, desafortunadamente en México nadie sabe sobre el tema.¿Qué puedo hacer?

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Dime tu OPINIÓN, por favor, me interesa y mucho porque saber que a alguien le atrae lo que escribo, me anima a seguir haciéndolo.

Si no usas ninguna cuenta, ELIGE la opción Nombre/URL, luego ESCRIBE tu nombre o nick y deja en blanco URL.
Dale a continuar, escribe tu comentario, pincha en PUBLICAR un comentario...

Gracias por hacerlo.

Lo más popular este mes

Abuela "consentidora"

El nacimiento de mi nieta Vera.

ABUELIDAD

el PARTO es MÍO

Después del parto, la vuelta al hogar. La otra realidad.

Carta de una madre a una madre joven.

RELATO de mi PARTO

La señora Carmen y el tarot.

¡Somos hembras mamíferas!